domingo, 19 Septiembre 2021

Audio Real

La revolución sexual del siglo XX

Pin It

microbus-hippieEn la década de 1960 una serie de factores generaron el inicio de una evidente "Revolución Sexual" en Estados Unidos que influiría en otras latitudes.

Contribuyeron a fomentarla: la facilidad para obtener tabletas anticonceptivas; el movimiento de protesta entre adolescentes y jóvenes adultos; el resurgimiento del feminismo desde una óptica moderna; y una mayor franqueza en las conversaciones de orden sexual.

 

La píldora facilitó las relaciones sexuales extramatrimoniales en virtud de la seguridad que ofrecía sobre el embarazo, permitiendo a las personas abordar el sexo con fines placenteros o de relación compartida, más que orientado a la pura procreación. La disponibilidad de la píldora dio a muchas mujeres una sensación de libertad.

El movimiento de protesta juvenil en Estados Unidos, que empezó con la lucha por derechos civiles, y se agrandó con la creciente frustración de la guerra de Vietnam, incitó a un gran número de adolescentes y jóvenes a cuestionar la escala de valores de la generación anterior, lo que se reflejó en la manera de vestir, las melenas, la música de preferencia y en la defensa de la libertad sexual: "Haz el amor, no la guerra".

Por otro lado, la concientización de las injusticias sociales y políticas hizo que numerosos jóvenes abrazaran con entusiasmo la causa del movimiento de liberación de la mujer.

 

hippies-festival-woodstockVale destacar un movimiento contracultural, libertario y pacifista, surgido en la misma década de los 60, al que se le llamó hippie; sus seguidores, los hippies, escuchaban rock psicodélico, groove y folk contestatario, abrazaban la revolución sexual y creían en el amor libre. Algunos participaron en activismo radical y en el uso de drogas para lograr estados alterados de conciencia, como una forma de rebelarse ante el sistema.

El icono del hippie suele ser un hombre con el pelo notablemente más largo que lo "normal y elegante" para la época. Ambos sexos se dejaban el cabello largo; entre las mujeres apareció la tendencia de no llevar ajustadores y de no afeitarse axilas y piernas.

En ellos fueron trascendentes valores como el del amor libre, el cual estaba a favor del derecho al placer, evitando las restricciones de la familia nuclear y el Estado.

 

Desde la óptica de la sociedad, las primeras reacciones ante la revolución sexual fueron encontradas. Un sector de la población se unió al movimiento con ardor; muchos parecían contemplarlo como una fase transitoria que acabaría por esfumarse sin dejar rastro. Otro segmento observaba con ostensible disgusto y alarma esta transformación, convencido de que la moral de la sociedad se estaba destruyendo ante sus ojos.

 

Con todo, la sexualidad era un tema del que se hablaba con más libertad, a la vez que aumentaban los estudios y las manifestaciones visibles del sexo. Fue en los sesenta cuando la desnudez hizo acto de presencia en los espectáculos musicales de Broadway (primero con Hair y más tarde con ¡Oh, Calcuta!), y, además, tuvo lugar la publicación de un revolucionario estudio sobre la actividad sexual humana.

 

masters-y-johnsonWilliam H. Masters y Virginia E. Johnson, médico y psicóloga, respectivamente, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington, en St. Louis, poco satisfechos de la aplicabilidad al ser humano de la información obtenida mediante el estudio de la sexualidad en los animales, concluyeron que sólo podía esclarecerse el tema a través de un método de observación directa.

 

En 1954, iniciaron una investigación científica cuyo objeto era analizar y registrar los pormenores físicos de la excitación sexual humana. Ya en 1965, habían estudiado, "en vivo y en directo", un conjunto de más de 10 mil secuencias o episodios de actividad sexual protagonizados por 382 mujeres y 312 varones. A ello siguió, en 1966, un trabajo científico titulado por Masters y Johnson "Human Sexual Response" (Respuesta Sexual Humana), que rápidamente mereció la atención pública.

 

Aunque algunos profesionales enseguida captaron la importancia de estos hallazgos, otros se mostraron confusos por los métodos empleados. Entre las acusaciones de "un planteamiento demasiado mecanicista" y las lamentaciones de "ultraje a la moral", fueron relativamente pocos los que comprendieron que los datos fisiológicos no constituían un fin en sí mismo, sino una base en la que sustentar un método clínico aplicable a individuos con trastornos sexuales.

 

En las décadas de 1970 y 1980 se aprecia la franqueza, aún reciente, con que se abordan los temas sexuales. En 1970 Masters y Johnson publicaron Human Sexual Inadequacy (Incompatibilidad sexual humana), libro que marcó un hito en su género, con un enfoque sorprendentemente original en el tratamiento de problemas sexuales que anteriormente requerían terapéuticas prolongadas y con escaso éxito. Mediante un tratamiento de dos semanas, y con fracasos terapéuticos de sólo el 20 por ciento, el texto propició el surgimiento de una nueva especialidad: la terapia sexual.

Asimismo se publicaron docenas de obras menos técnicas sobre el sexo. La más completa y de mayor aceptación fue The Joy of Sex (El goce del sexo), de Alex Comfort, cuya cifra de ventas superó los nueve millones de ejemplares.

La televisión pasó a ocupar un papel de primer orden en el marco de la revolución sexual, con variados programas que abordaban cuestiones y aspectos antes proscritos. Para no pasar a un segundo plano, las películas se tornaron más audaces y en la primera fase de comercialización de los aparatos de video en Norteamérica, los filmes "pornos" ocuparon la primera plaza en ventas dentro de distintas categorías ofertadas.

 

En el período que analizamos aparecieron factores complementarios que condicionaron la visión que se tenía de la sexualidad como la práctica de la cohabitación no matrimonial, o sea, la vida en común bajo el mismo techo como etapa previa al matrimonio; la legalización del aborto en varios países permitió abortar sin peligro, aunque originó considerables controversias sobre la moralidad de esta práctica.

En 1974 la Asociación de Psiquiatría de los Estados Unidos excluyó a la homosexualidad del cuadro de las enfermedades mentales, lo que preparó el terreno para el paulatino reconocimiento de los derechos exigidos por el movimiento gay.


También se concientizó más en la importancia de todas las formas de agresión o vejación sexual; y surgieron nuevas modalidades de fecundación, que culminaron en 1978 con el nacimiento del primer "bebé-probeta".

A finales de los setenta y principios de los ochenta aparecieron nuevas infecciones de transmisión sexual (ITS): el herpes genital, que afectó primordialmente a heterosexuales, y el SIDA (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida), que azotó sobre todo a varones homosexuales. Al no existir tratamientos para ambas enfermedades y como parecían consecuencia clara de la promiscuidad sexual, algunos las consideraron "un castigo que Dios infligía a quienes transgredían las normas sexuales".

 

Hasta aquí una panorámica de la Revolución Sexual del siglo XX y los factores con ella relacionados. ¿Qué cambios vendrán para el futuro en el ámbito de la sexualidad? Es imposible determinar si las tendencias y criterios que hoy son relevantes repercutirán de manera duradera en el comportamiento sexual de los años venideros. Como señalan Masters y Johnson: "Tal vez, transcurrido un siglo, los historiadores estigmatizarán nuestra época con una sola palabra, como el término "victoriano", y reducirán a un solo concepto la complejidad de los postulados de hoy en cuanto a sexualidad. De lo que sí podemos estar seguros es de que nuestra actitud y nuestra conducta seguirán evolucionando, pero no es posible predeterminar qué rumbo tomarán estas transformaciones".

 

 

Israel Manuel Fagundo Pino
Author: Israel Manuel Fagundo PinoEmail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Otros artículos de este autor

Comentarios (0)

There are no comments posted here yet

Deja tus comentarios

Posting comment as a guest.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Share Your Location

entrada audio real

entrada ra manuel angulo

entrada ra manuel angulo 2

¿Cómo percibe la programación que actualmente transmite nuestra emisora Radio Angulo?
  • Votos: (0%)
  • Votos: (0%)
  • Votos: (0%)
  • Votos: (0%)
  • Votos: (0%)
Votos Totales:
Primer Voto:
Ultimo Voto:

infografia

entrada reforma constitucional 287x38px

texto constitucional 287x25px

ventas cambios permutas

Últimos artículos

Lo más leído

Copyright © 2020 Radio Angulo. Todos los derechos reservados.

Please publish modules in offcanvas position.